Masa para empanada


300 gramos de harina
25 gramos de mantequilla o margarina
3 cucharadas de aceite de oliva
1 huevo
1 vaso de agua
Un pellizco de sal

Paso 1: Se tamiza la harina (se airea con un tamiz) y se va echando en la encimera de la cocina directamente, dándole forma de volcán.

Paso 2: En el hueco que hemos dejado (hueco del volcán) vamos agregando todos los ingredientes y con las manos vamos mezclándolo todo hasta tener una mezcla homogénea y compacta.

Paso 3: Cuando la masa está compacta y ya no se pega en la encimera, la dejamos reposar durante una hora tapada con un trapo.

Paso 4: Después de una hora, dividimos la masa en dos partes iguales y con un rodillo se extienden hasta que queden dos capas finitas (es aconsejable poner un poco de harina en la encimera, porque sinó es difícil separarla luego). Una capa se utilizará como base de la empanada y con la otra taparemos el relleno de la empanada.

Paso 5: Una vez que tenemos la empanada rellena, doblaremos los bordes para que se quede bien cerrada y le haremos unos pequeños agujeritos en la superficie de ésta.

Paso 6: Batimos un huevo y con un pincel cubriremos la superficie de la empanada.

Paso 7: Calentamos el horno a 200º y la dejaremos hasta que la empanada esté dorada.

Deja un comentario