Salsa de tomate


1/2 dl. de aceite.
50 gr. de cebolla.
1/2 Kg. de tomate.
15 gr. de harina.
Una cucharadita de pimentón.
Sal y pimienta blanca molida.

En sartén o cacerola se pone la cebolla con 1/2 dl.de aceite, a fuego moderado y tapado. Cuando esté tierna se añade el pimentón, se rehoga muy poco, para que no se queme, se añade la harina rehogándola un poco, incorporar el tomate pelado sin pipas y muy picado o triturado. Se hace hervir hasta que esté concentrado, se pone a gusto de sal y pimienta blanca molida. Reservar hasta que este fría.

Deja un comentario